Citas de Pedro de Cieza de León

Cieza de León, Pedro de Crónica del Perú. Segunda Parte, El señorío de los Yngas, Edición, Prólogo y Notas Francesca Cantù, Fondo Editorial de la Pontificia Universidad Católica del Perú, Lima, 1985
Regresar
Paltas/palta/Quechua
Texto pag NoManuscrito Folio NoCita
41NULL"Los que leyeren este libro y ovieren estado en el Peru miren el camino que va desde Lima a Xauxa por las sierras tan asperas de Guayachire y por la montaña nevada de Pariacoca y entenderan, los que a ellos lo oyeren, si es mas lo que ellos vieron que no lo que yo escrivo; y sin esto, acuerdense de la ladera que avaxa al rio de Apurima y como viene el camino por las sierras de los Paltas, Caxas y Ayavaca y otras partes deste reyno..."."
41NULL"Los que leyeren este libro y ovieren estado en el Peru miren el camino que va desde Lima a Xauxa por las sierras tan asperas de Guayachire y por la montaña nevada de Pariacoca y entenderan, los que a ellos lo oyeren, si es mas lo que ellos vieron que no lo que yo escrivo; y sin esto, acuerdense de la ladera que avaxa al rio de Apurima y como viene el camino por las sierras de los Paltas, Caxas y Ayavaca y otras partes deste reyno..."."
162NULL"Por los Brancamoros entro e bolvio huyendo porque es mala tierra aquella de montaña; en los Paltas y en Guancavanbo, Caxas, Ayavaca y sus comarcas tuvo gran travajo en sojusgar aquellas naçiones porque son velicosas y robustas y tuvo guerra con ellos mas de çinco lunas; mas al fin ellos pidieron la paz y se le[s] dio con las condiçiones de los demas. Y la paz se asentava oy y mañana estava la provinçia llena de mitimaes y con governador, sin quitar el señorio a los naturales;…"."
162NULL"Por los Brancamoros entro e bolvio huyendo porque es mala tierra aquella de montaña; en los Paltas y en Guancavanbo, Caxas, Ayavaca y sus comarcas tuvo gran travajo en sojusgar aquellas naçiones porque son velicosas y robustas y tuvo guerra con ellos mas de çinco lunas; mas al fin ellos pidieron la paz y se le[s] dio con las condiçiones de los demas. Y la paz se asentava oy y mañana estava la provinçia llena de mitimaes y con governador, sin quitar el señorio a los naturales;…"."
213NULL"Y alguna de la jente que escapo de la vatalla que se dio en Anbato se avia juntado con el. Afirman todos que trayria mas de ochenta mill honhres de guerra y Atabalipa llevaria pocos menos de Tomebanba, donde luego salio afirmando que no avia de parar hasta el Cuzco. Mas en la provinçia de los Paltas, serca de Coxebanba, se encontraron unos con otros; y despues de aver esforçado y hablado cada capitan a su jente, se dieron vatalla, en la qual afirman que Atabalipa no se hallo, antes se puso en un çerrillo a la ver. Y siendo Dios dello servido, no enbargante que en la jente de Guascar avia muchos orejones y capitanes que para entre ellos entendian bien la guerra y que Guancauque hizo el dever como leal y buen servidor a su rey, Atabalipa quedo vençedor con muerte de muchos contrarios, tanto que afirman que murieron entre unos y otros mas de treynta y çinco mill honhres y heridos quedaron muchos"."
213NULL"Y alguna de la jente que escapo de la vatalla que se dio en Anbato se avia juntado con el. Afirman todos que trayria mas de ochenta mill honhres de guerra y Atabalipa llevaria pocos menos de Tomebanba, donde luego salio afirmando que no avia de parar hasta el Cuzco. Mas en la provinçia de los Paltas, serca de Coxebanba, se encontraron unos con otros; y despues de aver esforçado y hablado cada capitan a su jente, se dieron vatalla, en la qual afirman que Atabalipa no se hallo, antes se puso en un çerrillo a la ver. Y siendo Dios dello servido, no enbargante que en la jente de Guascar avia muchos orejones y capitanes que para entre ellos entendian bien la guerra y que Guancauque hizo el dever como leal y buen servidor a su rey, Atabalipa quedo vençedor con muerte de muchos contrarios, tanto que afirman que murieron entre unos y otros mas de treynta y çinco mill honhres y heridos quedaron muchos"."